Meta
 

El circo cruel y torturador llega a su fin

el-circo

03 Mar El circo cruel y torturador llega a su fin

He leído una excelente noticia sobre el circo sin animales en la página de alba.

Por fin, el ayuntamiento de Madrid, cómo ya han hecho en varios países, prohibirá este tipo de espectáculos que tantos sufrimientos y muertes han causado a muchos animales.

Si amigos, detrás de toda esa fantasía y todas esas luces, las condiciones en las que viven los animales son realmente espeluznantes.

Y, desde luego, para nada respetan los derechos mínimos de los seres vivos sintientes.

Para que realmente seáis conscientes de lo que pasa fuera y dentro de la carpa, os voy a detallar lo que es la vida en el circo para un animal.

 

Las condiciones de habitabilidad en un circo

Los circos con animales, mantienen a estos en permanente cautividad, ya sea en jaulas, establos o camiones.

En cualquier caso, ninguno de ellos cuenta con espacio suficiente para poder socializar con sus congéneres, moverse libremente o seguir su ciclo natural.

En las jaulas, están obligados a moverse entre sus excrementos y se pasan el día tumbados, viendo la vida a través de las rejas, o dándose golpes contra los barrotes.

Vale que el león es un huevón y, en la sabana, se pasa el día tumbado a la sombra pero, no es comparable la extensa sabana a una jaula fría y oscura; y además, casi siempre sólo.

 

 

 El tema no mejora a la hora del transporte. Este se suele hacer, la mayoría de las veces, en los camiones no acondicionados para ellos, sufren el trauma de un viaje largo, de largos periodos sin comer ni beber (será para que no manchen los vehículos con sus excrementos) y expuestos a climas que no son los suyos propios.

Todo esto genera mucha ansiedad, sufrimiento y angustia.

Pero, cuando salen de esa prisión, es aún peor.

Es entonces cuando empieza la tortura para poder divertir al público.

 

Torturar para entretener

Mi Amitachula dice muchas veces que no entiende como nadie puede hallar diversión o entretenimiento ante el sufrimiento o tortura ajena.

Da igual que seas humano o no. Eso es una aberración.

En el circo, se obliga a los animales a actuar “contra natura”.

Por ejemplo, hacer que un elefante se levante o balancee en una sola pata, causándole, debido a su peso, hernias, daños musculares, óseos o de articulaciones.

elefantes-circo

 

Los felinos, que temen muchísimo al fuego, son obligados a saltar a través de aros en llamas.

A los osos, para que se mantengan sólo sobre la dos patas durante largos periodos, se les queman las patas delanteras.

Todo esto agravado por la presencia de mucha gente y el enorme ruido del público.

Pero ¿Sabéis porque estos animales hacen todo esto a pesar del sufrimiento que les supone?

Es muy fácil, porque les temen más a los domadores.

Los castigos van desde encadenarles, privarles de agua y comida, cadenas, látigos, bozales, garfios y hasta descargas eléctricas.

El instinto de estos animales es muy fuerte, por eso, se usan métodos muy crueles para domarles.

 

Domando cruelmente para el circo

EL término que se usa para describir cómo se doma a un animal salvaje para el circo es tremendamente inquietante.

Se dice que “hay que romper al animal”, esto es quebrar su voluntad desde que son cachorros.

Esto se consigue con palizas sistemáticas.

Imaginad que una elefanta ha tenido a un cachorro, es feliz porque ya tiene a alguien a quien querer siempre, alguien que la recibirá cada día después del duro trabajo.

Alguien por quien luchar, para que no pase por lo que ella ha pasado.

 

amor-siempre

 

Pues bien, al elefantito, tan tierno él, se le separa de su mama para golpearle continuamente, durante sus primeras semanas de vida hasta que claudican y se rinden totalmente a la voluntad del domador.

Imaginad a esa mami oyendo el calvario de su cachorro, sus llantos y no poder ayudarle.

cruel-doma

¿No es para volverse loco?

Los castigos y palizas son constantes para obligar a los animales a actuar contra su instinto.

Para que el entrenamiento sea menos peligroso para los humanos, se suele mutilar extrayendo las garras y los dientes, o drogando al individuo.

Es de gradecer que Madrid, mi cuidad chula y linda, haya tomado cartas en el asunto.

No es necesario el sufrimiento para entretener.

Y cuando ya los animales no son rentables, se les deja morir enjaulados o se dona su cuerpo para la investigación.

Y si alguno se escapa y da rienda suelta a su instinto más básico, pues se le sacrifica y punto.

 

No me gusta este tipo de circo

¡Me abruma y entristece tanto dolor físico, tanto sufrimiento psicológico, tanto miedo y tanta angustia!

Por no hablar de la tortura y vergüenza que suponen algunos disfraces con los que visten a los animales.

Y, ¿Qué me decís de la mezcla de especies?, el famoso “Ligre”, mitad León mitad tigre.

Para los animales, la historia del circo es una sucesión de torturas, a cual más indignante.

 

Estos son los circos que me gustan

El circo puede ser entretenido, bonito y rentable sin necesidad de recurrir a tanta crueldad.

Los ejemplos son varios:

Cirque du Soleil, Circus Chimera, New Shangai Circus, Flying High Circus y el Circus Millennia, entre otros.

 

 

Existen otro tipo de instalaciones en las que los animales sufren tortura y muerte para solaz y divertimento de los humanos pero, de eso os hablaré otro día.

Por hoy, celebraré esta iniciativa de Madrid y, no puedo evitar acordarme y apenarme por todos aquellos animales caídos en aras el divertimento en el circo y que ya no están con nosotros.

Compañeros, lo vamos consiguiendo.

Y para terminar, un ruego mío y de mi Amitachula:

No asistáis a ningún circo que incluya números con animales.

Gracias de todo corazón.

 

 

No Comments

Post A Comment